• También pretenden que se le retiren al Príncipe Felipe los títulos de Príncipe de Girona, Duque de Montblanc, Conde de Cervera y Señor de Balaguer
  • ERC y Solidaritat se han comprometido con ellos a presentar la solicitud en el parlamento

Melchor Miralles/Juan Fernández Miranda

ABC Punto Radio

Organizaciones catalanistas e independentistas van a concentrarse mañana frente a la puerta del Parlamento autonómico, en Barcelona, y van a entregar a diputados de Esquerra Republicana (ERC) y Solidaritat per la Independencia (SI) ua petición para que el Parlamento tramite una propuesta de “destituir legalmente al Rey de España, Juan Carlos I, como Conde de Barcelona; y a su heredero, Felipe de Borbón, de los títulos de Príncipe de Girona, Duque de Montblanc, Conde de Cervera, Señor de Balaguer y otros que puedan estar relacionados” con Cataluña, según ha podido saber ABC Punto Radio.

Fuentes de ERC y SI confirmaron que tienen intención de recibir la petición y presentarla mañana mismo en el Parlamento para su tramitación.

En un manifiesto elaborado por Cataluña Acció, Comissió de la Dignitat, Catalunya Sí, Plataforma pel dret a decidir y otros diez grupos catalanista o independentistas se dice que la petición se justifica en que ni el Rey ni el Príncipe “han hecho absolutamente nada por los derechos políticos” de Cataluña, consideran que el Condado de Barcelona fue “usurpado” en 1714 por quienes “quieren destruir la nación catalana” y sostienen que Su Majestad el Rey es heredero de “un sanguinario dictador”, Francisco Franco, “responsable de la muerte del presidente de la Generalitat Lluis Companys”.

Además,  defienden que la designación de títulos nobiliarios “y los privilegios que comportan”, fue abolida el 10 de junio de 1931 por el Congreso de los Diputados de la República y recuperada por Franco en 1948. Y con base en estos y otros argumentos equivalentes, los independentistas niegan la legitimidad de los títulos y censuran que el Rey no haya hecho “acto de reconocimiento y sumisión” al parlamento catalán, critican que la Corona no defiende “la supervivencia de la cultura catalana”.

Fuentes del Partido Popular consultadas por ABC Punto Radio consideran “un disparate” sin posibilidad de “prosperar” esta iniciativa y creen que evidencia que “estos defensores de la identidad catalana en vez de ocuparse de los problemas reales de los catalanes, pierden el tiempo en asuntos menores y minoritarios que no forman parte de las preocupaciones que hay entre los ciudadanos de la Comunidad”.